vie. Ago 12th, 2022


14 marzo 2022

En las instalaciones actuales la lluvia se cuela por el techo de las aulas y, además de enseñar, los profesores tienen la tarea de sacar agua con una escoba antes de empezar con las clases.

Vista aérea de la aldea Tzampoj, donde se encuentra la escuela de Chuisamayac. Foto: facebook / Aldea Tzampoj.

Por Carmen Maldonado Valle

Según el ministerio de Educación (Mineduc), Santa Catarina Ixtahuacán, Sololá, tiene 221 establecimientos educativos y, después de la cabecera, es el municipio con más escuelas en todo el departamento. Una de ellas está en el caserío Chuisamayac y este año, cuando se retoman las clases presenciales, será remozada por la comuna.

Chuisamayac está dentro de la aldea Tzampoj, a 46 kilómetros del casco urbano de Santa Catarina Ixtahuacán. Para ir de un lugar a otro, el recorrido tarda dos horas en carro, pues en algunos tramos de terracería se debe reducir la velocidad, indica Google Maps. El clima es templado, aunque durante la temporada lluviosa (de mayo a octubre) baja la temperatura, septiembre es el mes con más precipitaciones, de acuerdo con la Universidad de San Carlos.

“Por las mañanas suele ser húmedo y en las noches hay más viento. En Chuisamayac se escucha mucho sobre una primaria donde se le abrió un hoyo al techo, la lámina se voló o, cuando llueve, se entró el agua por todos lados”, cuenta Elvia Marín, una de las vecinas de Tzampoj.

La municipalidad lo confirma en la boleta del Sistema Nacional de Inversión Pública (SNIP). Retrata cómo los profesores deben sacar el agua de las aulas y existe el riesgo de accidentes en los alumnos, porque se resbalan al caminar en el piso mojado. Además, por las mañanas sacan los muebles a los pasillos para recibir clases, porque en los salones se acumula la humedad y los estudiantes se arriesgan a enfermedades respiratorias, se lee en el documento.

Por esa razón, este año la alcaldía adjudicó un concurso para reemplazar el techo del edificio existente por Q857 mil 649. El trabajo estará a cargo de Bartolo Muy Chay, quien provee a instituciones estatales desde 2007 y ha firmado contratos con comunas de Sololá y Suchitepéquez, además del Instituto Guatemalteco de Seguridad Social (IGSS). Muy fue el único ofertante y a la fecha ha facturado Q25 millones 478 mil 109 en adjudicaciones por parte de instituciones públicas. La escuela de Chuisamayac es una de las dos que restaurará en Santa Catarina Ixtahuacán, pues también se le encomendó el remozamiento de un centro educativo en el caserío Nuevo Pacorral II por otros Q702 mil 220.

Además de tener agujeros en el techo, la escuela de Chuisamayac no tiene vidrios en la mayoría de las ventanas. Foto: municipalidad de Santa Catarina Ixtahuacán.

En la boleta de SNIP, la comuna dice estar al tanto de las necesidades de los vecinos, porque estos “piden el proyecto desde hace varios años y no se les concedió hasta esta administración”. Sin embargo, este es el tercer período no consecutivo de Pascual Tambriz Tzep como jefe edil. Ocupó el cargo por primera vez de 2000 a 2004 y volvió en 2016, para luego reelegirse.

Al preguntar a Santos Tuy, el director de planificación, por qué no se hicieron las reparaciones durante los dos años sin clases presenciales, respondió: “porque la comunidad presentó su requerimiento hasta este año. Respondimos rápido al requerimiento y no solo se arreglará el techo de las seis aulas. También se construirán otros tres salones porque esa escuela tiene muchos estudiantes”.

La solicitud de los vecinos de Chuisamayac se envió a la municipalidad el 5 de enero de 2022. En ella los representantes del consejo comunitario de desarrollo, Juan Och y José Alfredo Cuyuch, describen la sobrepoblación en el centro educativo, porque las clases actuales no tienen el tamaño adecuado para recibir a los 265 alumnos y por ello las asignaturas se imparten en los corredores o en galeras construidas por los padres.

A decir del Mineduc, en el municipio solo siete de los 221 colegios y escuelas cuentan con sanitarios, 12 no tienen agua y 146 no cuentan con drenajes. “Esta sí tiene saneamiento porque el sistema de distribución se construyó hace años y se le da mantenimiento. Falla en cuanto al techo y capacidad, pero sí tiene inodoros, lavamanos y todo lo necesario para un regreso a clases higiénico”, asegura Tuy.

Los trabajos de distribución de agua a los cuales se refiere el director de planificación se realizaron en 2010, durante la administración de Francisco Tambriz y Tambriz. Costaron Q897 mil 237 y estuvo a cargo de Eleazar Edelman Zel. Tras ello, la comuna registró otros siete concursos en Guatecompras relacionados con ese caserío y todos son para mejorar caminos. Según la dirección de planificación, los trabajos en la escuela empezaron y se espera tener el nuevo techo y las aulas listas en mayo de este año. Mientras tanto, los estudiantes recibirán las clases como lo han hecho desde antes del remozamiento: en los corredores, en galeras y en aulas donde la lluvia o la humedad se cuelan.

Te recordamos esta nota: Santa Catarina Ixtahuacán publicó 11 concursos para una construcción que no avanza





Source link